jaime hayon entrevistado por la revista openhouse 1 jaime hayon entrevistado por la revista openhouse

Inma Buendía: ¿Cómo acaba alguien que entró en la escuela de diseño ‘por probar’, convirtiéndose en el diseñador español más influyente de su generación?

Jaime Hayon: Me acerqué al diseño con mucha curiosidad y ganas. Es un poco lo que sigo haciendo con todas las cosas que me interesan. Aún cuando sé que he tenido suerte en mi camino, no se ha tratado de solo suerte. Hay mucho esfuerzo, mucha convicción y mucha pasión en lo que hago.

Inma Buendía: ¿Qué artistas fueron su guía en aquellos primeros años?

Jaime Hayon: Me inspiraba mucho Stark en esta época. Su osadía, su valentía y su fuerza. Ese espíritu rebelde que se atreve a romper un poco las reglas.

Inma Buendía: ¿Realmente existe una línea que diferencie arte y diseño?

Jaime Hayon: Si existe, es algo que me interesa muy poco. Crear es lo que me interesa y llévelo al campo que lo lleve, para mi lo importante es contar historias con el trabajo y defender la voz propia.

Inma Buendía: ¿Cree que es su vena artística la que hace destacar su trabajo por encima del de otros diseñadores?

Jaime Hayon: Paso muy poco tiempo analizando y mucho dedicado a explorar. Los límites y las etiquetas no son para mi. El arte me interesa muchísimo. Es una plataforma para la libertad en la expresividad y tiene una fuerza tremenda. Aspiro a probar todo lo que me llame la atención y aquello que intento, lo hago con mucho interés y dispuesto a desafiarme a mi mismo, en búsqueda de nuevos aprendizajes.

Inma Buendía: Ha vivido en Londres, Nueva York y Treviso. ¿Qué han aportado estas tres ciudades a su imaginario?

Jaime Hayon: He vivido en Madrid, en Barcelona, en Valencia y hoy en día paso más tiempo fuera que en casa. Moverse es vida, es oportunidad de aprender cosas nuevas y de conocer otras maneras de hacer. Las experiencias en ciudades distintas me aportan mucha energía. En cada lugar he podido descubrir nuevos objetos de inspiración y esto para mi es fundamental.

Inma Buendía: ¿Cómo surgió la idea de colaborar con Expormim?

Jaime Hayon: Surge por admiración y simpatía. Me encanta el esfuerzo que hacen por rescatar la tradición del rattan y creo que lo hacen con mucha cultura y elegancia. Es una empresa honesta y dedicada y esto para mi es importantísimo. Creo en su proyecto y admiro lo que hemos logrado juntos.

detalle — sillón frames

Inma Buendía: No es de los que dice a todo que sí, sino que sólo lleva a cabo los proyectos que le suponen un reto. ¿Qué reto supuso crear Frames cuando diseñó el primer modelo y después, cuando amplió la colección?

Jaime Hayon: Tenemos la suerte de poder decidir con libertad y no por necesidad. Es realmente un lujo auténtico porque hace necesario que creas realmente en todo aquello que te involucres. Cuando plateamos la colección de Frames, la intención era explorar una nueva manera de utilizar el rattan. La experimentación nos llevó a la colección y creo que fue un acierto probar sin miedo. Una vez probado, hemos podido afinar y aprender. La silla nueva me encanta, creo que hemos complementado la colección con una pieza fundamental: la silla que te puedes poner en cualquier lugar: elegante, cálida, ligera y con vida.

Inma Buendía: Dibujar es un ejercicio constante para usted, ¿qué fue lo primero que dibujó cuando pensó en la butaca Frames? ¿En qué se inspiró para crear esa silueta tan reconocible hoy?

Jaime Hayon: Dibujar es mi oxígeno. Me paso todo el rato dibujando. Cuando empezamos con la butaca, me interesaba explorar otra manera de componer en rattan que no fuese la tradicional. Buscaba caminos nuevos a probar y surgió la idea de componer por “paneles” que hicieran de cuerpo y ergonomía a la vez.

Inma Buendía: ¿Qué aporta el hecho de trabajar con artesanos en la creación de una colección como Frames?

Jaime Hayon: Aporta calidad, aporta humanidad y ante todo, tradición. Nos queda muy poca artesanía viva en España y defenderla debería ser un deber. Me encanta el trabajo con los artesanos. Es lo que más puedo disfrutar puesto a que siempre aprendo muchísimo.

Inma Buendía: La base creativa de Hayon Studio se encuentra en Valencia, donde también está Expormim. ¿Qué sinergias produce entre ambos la localización en la que se encuentran? ¿Qué tiene Valencia que no tengan Madrid o Barcelona desde el punto de vista creativo?

Jaime Hayon: La cercanía ha sido muy agradecida ya que la mayor parte del tiempo el trabajo nos lleva lejos. Tener un contacto continuo y cercano es una manera muy cómodo de hacer.  Valencia tiene muchísimas cosas. Para mi es un lugar de mucha calidad sin pretención. Hay mucho talento y sobre todo, mucha tradición en el hacer. Como lugar físico, tiene una luz mágica que no sé si he visto en ningún otro lugar. La comida, la cercanía… Tiene esa dimensión maravillosa donde encuentras cosas interesantes que ofrece la ciudad, pudiendo gozar de las maravillas del campo, los pueblos y la playa a nada de distancia. Es un lugar muy especial.

Inma Buendía: En alguna ocasión ha declarado que para usted, el diseño no sólo es funcional sino que debe comunicar, transmitir una idea o una emoción. ¿Qué busca transmitir la colección Frames?

Jaime Hayon: La búsqueda es la de reinterpretar una tradición dentro de un marco de respeto y aprendizaje, poniendo en evidencia la nobleza del material y el arte de su fabricación.

the new frames low armchair

Inma Buendía: ¿Cómo acaba alguien que entró en la escuela de diseño ‘por probar’, convirtiéndose en el diseñador español más influyente de su generación?

Jaime Hayon: Me acerqué al diseño con mucha curiosidad y ganas. Es un poco lo que sigo haciendo con todas las cosas que me interesan. Aún cuando sé que he tenido suerte en mi camino, no se ha tratado de solo suerte. Hay mucho esfuerzo, mucha convicción y mucha pasión en lo que hago.

Inma Buendía: ¿Qué artistas fueron su guía en aquellos primeros años?

Jaime Hayon: Me inspiraba mucho Stark en esta época. Su osadía, su valentía y su fuerza. Ese espíritu rebelde que se atreve a romper un poco las reglas.

Inma Buendía: ¿Realmente existe una línea que diferencie arte y diseño?

Jaime Hayon: Si existe, es algo que me interesa muy poco. Crear es lo que me interesa y llévelo al campo que lo lleve, para mi lo importante es contar historias con el trabajo y defender la voz propia.

Inma Buendía: ¿Cree que es su vena artística la que hace destacar su trabajo por encima del de otros diseñadores?

Jaime Hayon: Paso muy poco tiempo analizando y mucho dedicado a explorar. Los límites y las etiquetas no son para mi. El arte me interesa muchísimo. Es una plataforma para la libertad en la expresividad y tiene una fuerza tremenda. Aspiro a probar todo lo que me llame la atención y aquello que intento, lo hago con mucho interés y dispuesto a desafiarme a mi mismo, en búsqueda de nuevos aprendizajes.

Inma Buendía: Ha vivido en Londres, Nueva York y Treviso. ¿Qué han aportado estas tres ciudades a su imaginario?

Jaime Hayon: He vivido en Madrid, en Barcelona, en Valencia y hoy en día paso más tiempo fuera que en casa. Moverse es vida, es oportunidad de aprender cosas nuevas y de conocer otras maneras de hacer. Las experiencias en ciudades distintas me aportan mucha energía. En cada lugar he podido descubrir nuevos objetos de inspiración y esto para mi es fundamental.

Inma Buendía: ¿Cómo surgió la idea de colaborar con Expormim?

Jaime Hayon: Surge por admiración y simpatía. Me encanta el esfuerzo que hacen por rescatar la tradición del rattan y creo que lo hacen con mucha cultura y elegancia. Es una empresa honesta y dedicada y esto para mi es importantísimo. Creo en su proyecto y admiro lo que hemos logrado juntos.

detalle — sillón frames

Inma Buendía: No es de los que dice a todo que sí, sino que sólo lleva a cabo los proyectos que le suponen un reto. ¿Qué reto supuso crear Frames cuando diseñó el primer modelo y después, cuando amplió la colección?

Jaime Hayon: Tenemos la suerte de poder decidir con libertad y no por necesidad. Es realmente un lujo auténtico porque hace necesario que creas realmente en todo aquello que te involucres. Cuando plateamos la colección de Frames, la intención era explorar una nueva manera de utilizar el rattan. La experimentación nos llevó a la colección y creo que fue un acierto probar sin miedo. Una vez probado, hemos podido afinar y aprender. La silla nueva me encanta, creo que hemos complementado la colección con una pieza fundamental: la silla que te puedes poner en cualquier lugar: elegante, cálida, ligera y con vida.

Inma Buendía: Dibujar es un ejercicio constante para usted, ¿qué fue lo primero que dibujó cuando pensó en la butaca Frames? ¿En qué se inspiró para crear esa silueta tan reconocible hoy?

Jaime Hayon: Dibujar es mi oxígeno. Me paso todo el rato dibujando. Cuando empezamos con la butaca, me interesaba explorar otra manera de componer en rattan que no fuese la tradicional. Buscaba caminos nuevos a probar y surgió la idea de componer por “paneles” que hicieran de cuerpo y ergonomía a la vez.

Inma Buendía: ¿Qué aporta el hecho de trabajar con artesanos en la creación de una colección como Frames?

Jaime Hayon: Aporta calidad, aporta humanidad y ante todo, tradición. Nos queda muy poca artesanía viva en España y defenderla debería ser un deber. Me encanta el trabajo con los artesanos. Es lo que más puedo disfrutar puesto a que siempre aprendo muchísimo.

Inma Buendía: La base creativa de Hayon Studio se encuentra en Valencia, donde también está Expormim. ¿Qué sinergias produce entre ambos la localización en la que se encuentran? ¿Qué tiene Valencia que no tengan Madrid o Barcelona desde el punto de vista creativo?

Jaime Hayon: La cercanía ha sido muy agradecida ya que la mayor parte del tiempo el trabajo nos lleva lejos. Tener un contacto continuo y cercano es una manera muy cómodo de hacer.  Valencia tiene muchísimas cosas. Para mi es un lugar de mucha calidad sin pretención. Hay mucho talento y sobre todo, mucha tradición en el hacer. Como lugar físico, tiene una luz mágica que no sé si he visto en ningún otro lugar. La comida, la cercanía… Tiene esa dimensión maravillosa donde encuentras cosas interesantes que ofrece la ciudad, pudiendo gozar de las maravillas del campo, los pueblos y la playa a nada de distancia. Es un lugar muy especial.

Inma Buendía: En alguna ocasión ha declarado que para usted, el diseño no sólo es funcional sino que debe comunicar, transmitir una idea o una emoción. ¿Qué busca transmitir la colección Frames?

Jaime Hayon: La búsqueda es la de reinterpretar una tradición dentro de un marco de respeto y aprendizaje, poniendo en evidencia la nobleza del material y el arte de su fabricación.

the new frames low armchair

Inma Buendía: ¿Cómo acaba alguien que entró en la escuela de diseño ‘por probar’, convirtiéndose en el diseñador español más influyente de su generación?

Jaime Hayon: Me acerqué al diseño con mucha curiosidad y ganas. Es un poco lo que sigo haciendo con todas las cosas que me interesan. Aún cuando sé que he tenido suerte en mi camino, no se ha tratado de solo suerte. Hay mucho esfuerzo, mucha convicción y mucha pasión en lo que hago.

Inma Buendía: ¿Qué artistas fueron su guía en aquellos primeros años?

Jaime Hayon: Me inspiraba mucho Stark en esta época. Su osadía, su valentía y su fuerza. Ese espíritu rebelde que se atreve a romper un poco las reglas.

Inma Buendía: ¿Realmente existe una línea que diferencie arte y diseño?

Jaime Hayon: Si existe, es algo que me interesa muy poco. Crear es lo que me interesa y llévelo al campo que lo lleve, para mi lo importante es contar historias con el trabajo y defender la voz propia.

Inma Buendía: ¿Cree que es su vena artística la que hace destacar su trabajo por encima del de otros diseñadores?

Jaime Hayon: Paso muy poco tiempo analizando y mucho dedicado a explorar. Los límites y las etiquetas no son para mi. El arte me interesa muchísimo. Es una plataforma para la libertad en la expresividad y tiene una fuerza tremenda. Aspiro a probar todo lo que me llame la atención y aquello que intento, lo hago con mucho interés y dispuesto a desafiarme a mi mismo, en búsqueda de nuevos aprendizajes.

Inma Buendía: Ha vivido en Londres, Nueva York y Treviso. ¿Qué han aportado estas tres ciudades a su imaginario?

Jaime Hayon: He vivido en Madrid, en Barcelona, en Valencia y hoy en día paso más tiempo fuera que en casa. Moverse es vida, es oportunidad de aprender cosas nuevas y de conocer otras maneras de hacer. Las experiencias en ciudades distintas me aportan mucha energía. En cada lugar he podido descubrir nuevos objetos de inspiración y esto para mi es fundamental.

Inma Buendía: ¿Cómo surgió la idea de colaborar con Expormim?

Jaime Hayon: Surge por admiración y simpatía. Me encanta el esfuerzo que hacen por rescatar la tradición del rattan y creo que lo hacen con mucha cultura y elegancia. Es una empresa honesta y dedicada y esto para mi es importantísimo. Creo en su proyecto y admiro lo que hemos logrado juntos.

detalle — sillón frames

Inma Buendía: No es de los que dice a todo que sí, sino que sólo lleva a cabo los proyectos que le suponen un reto. ¿Qué reto supuso crear Frames cuando diseñó el primer modelo y después, cuando amplió la colección?

Jaime Hayon: Tenemos la suerte de poder decidir con libertad y no por necesidad. Es realmente un lujo auténtico porque hace necesario que creas realmente en todo aquello que te involucres. Cuando plateamos la colección de Frames, la intención era explorar una nueva manera de utilizar el rattan. La experimentación nos llevó a la colección y creo que fue un acierto probar sin miedo. Una vez probado, hemos podido afinar y aprender. La silla nueva me encanta, creo que hemos complementado la colección con una pieza fundamental: la silla que te puedes poner en cualquier lugar: elegante, cálida, ligera y con vida.

Inma Buendía: Dibujar es un ejercicio constante para usted, ¿qué fue lo primero que dibujó cuando pensó en la butaca Frames? ¿En qué se inspiró para crear esa silueta tan reconocible hoy?

Jaime Hayon: Dibujar es mi oxígeno. Me paso todo el rato dibujando. Cuando empezamos con la butaca, me interesaba explorar otra manera de componer en rattan que no fuese la tradicional. Buscaba caminos nuevos a probar y surgió la idea de componer por “paneles” que hicieran de cuerpo y ergonomía a la vez.

Inma Buendía: ¿Qué aporta el hecho de trabajar con artesanos en la creación de una colección como Frames?

Jaime Hayon: Aporta calidad, aporta humanidad y ante todo, tradición. Nos queda muy poca artesanía viva en España y defenderla debería ser un deber. Me encanta el trabajo con los artesanos. Es lo que más puedo disfrutar puesto a que siempre aprendo muchísimo.

Inma Buendía: La base creativa de Hayon Studio se encuentra en Valencia, donde también está Expormim. ¿Qué sinergias produce entre ambos la localización en la que se encuentran? ¿Qué tiene Valencia que no tengan Madrid o Barcelona desde el punto de vista creativo?

Jaime Hayon: La cercanía ha sido muy agradecida ya que la mayor parte del tiempo el trabajo nos lleva lejos. Tener un contacto continuo y cercano es una manera muy cómodo de hacer.  Valencia tiene muchísimas cosas. Para mi es un lugar de mucha calidad sin pretención. Hay mucho talento y sobre todo, mucha tradición en el hacer. Como lugar físico, tiene una luz mágica que no sé si he visto en ningún otro lugar. La comida, la cercanía… Tiene esa dimensión maravillosa donde encuentras cosas interesantes que ofrece la ciudad, pudiendo gozar de las maravillas del campo, los pueblos y la playa a nada de distancia. Es un lugar muy especial.

Inma Buendía: En alguna ocasión ha declarado que para usted, el diseño no sólo es funcional sino que debe comunicar, transmitir una idea o una emoción. ¿Qué busca transmitir la colección Frames?

Jaime Hayon: La búsqueda es la de reinterpretar una tradición dentro de un marco de respeto y aprendizaje, poniendo en evidencia la nobleza del material y el arte de su fabricación.

the new frames low armchair

Por favor, gira tu dispositivo